martes, 8 de septiembre de 2015

7 malos hábitos que debemos dejar ¡hoy!

¿Cuantas veces deseamos hacer cambios en la dinámica y el rumbo de nuestra vida o la de nuestra familia, y nos encontramos fracasando, observando como pasan los años y nosotros continuamos cometiendo los mismos errores?

Las cosas mejoran a veces por algún tiempo, pero vuelves a sentirte atascada deseando y pidiendo que las cosas sean diferentes pero no logras avanzar en tus metas.

Existen factores que algunas veces hacemos sin darnos cuenta, o podríamos decir que hacemos de manera casi automática, que afectan nuestra vida, nos atan y nos hacen sentir atascadas sin progresar ...aquí te comparto  7 malos hábitos que debemos dejar ya y movernos hacia adelante:


  1. Compararte con alguien más.   El mal hábito de compararnos con alguien mas llena nuestro corazón de celos y envidias.  Esto solo trae enojo y desesperanza, nos  hace ser mal agradecidas con las bendiciones que Dios ya nos ha dado.  El décimo mandamiento en Éxodo 20 dice que no debemos codiciar nada de nuestro prójimo,  ni su carro, ni su casa, ni sus amigos, ni su estilo de vida... Nada.   Es más,  la Biblia nos exhorta a alegrarnos cuando a nuestro prójimo, amigo o hermano, le vaya bien en la vida y ésta es realmente la cura a nuestra envidia.  Esto es algo que si debemos practicar!  Cuando veamos que Dios ha bendecido a alguien más, alegrémonos con ellos, celebrémoslo con ellos, y verás como esa alegría te hace saber que Dios tiene un un plan especial para ellos y que también tiene un plan muy especial para ti!
  2. Mirar hacia atrás.  Cada vez que piensas en el "si hubiera" aunque no lo digas audiblemente, pero guardas ese sentimiento en tu corazón,  "si hubiera esto.."  , "si hubiera lo otro"  estás desperdiciando tiempo y energía en lamentos, quejidos y chillidos que no le sirven a nadie, mucho menos a tus hijos y a tu esposo.  Lo que ya pasó no podemos cambiarlo, pero si podemos tener una actitud positiva hacia el futuro, como dice Proverbios 31: 15,  "la mujer virtuosa ve al futuro y sonríe". ..  Ve el futuro y no al pasado.   Solamente  debemos ver al pasado para agradecer y para recordar la fidelidad de Dios en nuestras vidas.
  3. Poner excusas.  Es cierto, algunas veces tomamos malas decisiones y cometemos errores, no esta bien, pero lo correcto es asumir nuestra responsabilidad y nuestra falta, pedir perdón a quienes ofendimos o lastimamos,  aceptar las consecuencias y aprender la lección que esa situación nos dejó.  Echarle la culpa de nuestros errores a alguien más no nos permitirá obtener ningun beneficio, y tampoco madurar para avanzar.
  4. Dejar de aprender.  Aúnque ya tengamos nuestros añitos de experiencia sobre este vasto y hermoso planeta, nunca nunca debemos pensar que no hay mas que podamos aprender, esto es algo que las personas prósperas tienen muy en cuenta...siempre podemos aprender algo nuevo!
  5. Te relacionas con personas pesimistas.   Si nos relacionamos con personas que pasan quejandose, criticando todo o se sienten desanimadas o enfermas todo el tiempo, sabes bien que asi tambien lo harás tú, asi que trata de evitar esta actitud y tambien a las personas que se comportan así.
  6. No tienes un plan.  Al acostarte cada noche, trata de organizar tus pensamientos y pensar que será util y bueno que hagas al dia siguiente, al principio  trata de realizar al menos 5 cosas que pensaste y con una mejor organizacion lograrás hacer casi todo o todo lo que te propongas, pero ten siempre en mente un plan de acción para que seas mas eficiente y te sientas mas productiva.
  7. Te asusta el cambio.  Si eres de las personas rutinarias, que necesitan hace siempre lo mismo y les cuesta cambiar o adaptarse, debes esforzarte un poco más y arriesgarte a hacer los cambios necesarios para progresar.  Si no empiezas hoy haciendo algo diferente, lo mas probable es que dentro de 10 años todo siga totalmenta igual o peor aún, y no hayas oalcanzar ninguna de tus metas, no queremos eso verdad?
Así que manos a la obra, ocúpate de hacer lo bueno, lo necesario para darle a tu familia y a tus hijos un ejemplo digno de seguir, que tu actitud sea como la de la  mujer de Proverbios 31, que ve al futuro y S O N R I E !!!


Y tu podrías compartir ¿qué mal hábito deseas dejar hoy?

¡Bendiciones!